domingo, 11 de marzo de 2012

MANDOLINMAN: Old tunes, Dusted Down (2011)




    El primer trabajo de este grupo belga es un álbum conceptual.

    El disco está dedicado en su totalidad al trabajo de campo desempeñado por el violinista, gaiteiro y folklorista, Hubert Boone (Nederokkerzeel, Bélgica. 1940)

    Hubert Boone fué profesor de viola, armonía y contrapunto en el Conservatorio Real de Bruselas y trabajó como asistente en el Museo de Instrumentos Musicales de la capital belga.

    A partir de 1990 realizó numerosas grabaciones de música tradicional procedentes de Europa del Este: Ucrania, Armenia, Bielorussia, Chuvashia, Moldavia y Osetia del Sur.

 Hubert Boone, La cornemuse (Bruxelles 1983, Editions de la Renaissance du Livre)

    El titánico trabajo de investigación desempeñado por Alan Lomax y su hijo John para la preservación del folklore americano ha contribuído, indiscutiblemente, al conocimiento que tenemos en la actualidad de esta música. Su trabajo ha influído en gran medida en la música occidental, y en diferentes estilos como el Pop, el Rock ...

    Músicos como Ry Cooder o Richard Thompson continúan sendas similares. El primero, fusionando canciones norteamericanas y centroamericanas. El segundo, aportando continuamente nuevas ideas a la música anglosajona.

    "Mucha gente piensa que cada uno de nosotros guarda un Alan Lomax en el interior, un folklorista & musicólogo que desde los años 70 ha viajado por todo el mundo para salvar un camión cargado de melodías tradicionales olvidadas, por lo tanto condenadas a la extinción. La maravillosa labor de investigación de Hubert Boone merecía un trabajo musical". -Peter-Jan Daems


    Al igual que sucedió con Alan Lomax, el hijo de Hubert Boone, Andries (Leuven, Bélgica. 1977) siguió los pasos de su padre. Fundó MandolinMan con el fin de recuperar las anotaciones de su padre, aunque lo refleja de una manera muy distinta. Se ha rodeado de 3 almas gemelas como son los mandolinistas Peter-Jan Daems, Naessens Dirk y Decombel Martín.

    El medio de transmisión es un instrumento bien conocido, la mandolina. Con él interpretan algunas melodías de la tradición belga procedentes de distintas localidades como Eppegem, Hever, Zaventem, Elewijt... Con su toque personal las convierten en melodías atemporales y universales que evocan distintos lugares como los Apalaches, Northumbria, Lisboa, Cabo Verde...


    La realidad es que la música de MandolinMan procede de la región belga de Brabante y alrededores y con ella realizan un más que merecido homenaje a Hubert Boone.