miércoles, 12 de septiembre de 2012

ENTREVISTA A WILBER CALVER





   Por Abraham Fdez.


    Tras un breve paso por Galicia ¿qué tal tu vida en Suiza? ¿Cómo es tu día a día?

    La vida en Suiza es muy tranquila pero igual de interesante, al ser una cultura muy diferente a la cubana y a la española, siempre tengo algo nuevo por aprender. Mí día a día puede comenzar más o menos temprano según la época del año, en invierno me levanto entre 06:00 y 06:30 y si es verano a las 05:00 porque voy a correr entre 5 y 6 kilómetros, me encanta correr y ver cómo comienzan a aparecer las montañas en el horizonte a medida que levanta la luz del día y es fantástico el olor que tienen los campos en la mañana así cómo respirar ese aire puro. Luego me desarrollo entre estudio del alemán, trabajo y muchísimas actividades que me mantienen activo hasta muy próximo a la media noche, muchas veces transcurren varios días sin poder tocar la gaita.  

    En Galicia la vida no ha sido fácil, has trabajado en oficios exigentes como la albañilería. ¿Ha mejorado tu calidad de vida en Suiza a pesar de la crisis en Europa?

    En Suiza la vida no es menos difícil que en España, de hecho yo diría que es mucho más rigurosa. En España trabajé en la construcción al igual qué mi primer año es Suiza y la diferencia no es solamente la exigencia con que aquí se trabaja también lo es el clima. Recuerdo haber trabajado con 8 grados bajo cero, nunca antes había sentido tanto dolor en mis manos ni recuerdo haberme caído tantas veces en un mismo día, en algunas zonas el suelo estaba cubierto de hielo.

    Mi vida ha cambiado mucho desde que llegué a Suiza, aquí encontré un trabajo que me permitió comenzar a desarrollar mi primer Álbum, he conocido e interactuado con músicos de un gran nivel, de diversas nacionalidades y tendencias musicales cómo es el caso del músico inglés Alex Wilson, pianista, compositor, productor y arreglista. También he conocido a otros excelentes músico cómo Edwin Sanz, percusionista venezolano, Dudú Penz, bajista brasileño entre mucho más. Con Alex Wilson he estado trabajando desde el principio y es el productor de mi primer Álbum “Diáspora”.

   He tenido otras muchas posibilidades cómo la de tener un mayor alcance e interacción con otras culturas y mostrar mi proyecto AfroCubanCelticMusic en otros países.

  Una de tus ilusiones era formar una banda aquí, ahora que ya la tienes ¿sientes que has realizado un sueño?

   Siempre quise tener una banda para poder desarrollar mis ideas y después de más de 12 años intentándolo, he logrado reunir un excelente equipo que no solo son excelentes músicos, también son excelentes personas y amigos. Muchos pensaron que era imposible, otros sencillamente se dedicaron a decir que muy difícil pero bueno, es cómo dijo Víctor Hugo “A nadie le faltan fuerzas; lo que a muchísimos les falta es voluntad”  

¿Qué acogida está recibiendo tu nuevo proyecto en Suiza?

    Mi proyecto a tenido muy buena acogida en Suiza, he recibido una excelente respuesta y apoyo por parte de instituciones culturales cómo SüdkulturFonds y Kulturkomission des Kantons Schwyz. Por parte del público puedo decirte que es genial ver cómo se integran a la nuestra música, primeramente se quedan un poco sorprendido por que le resulta muy extraño una gaita con ritmos afro cubanos pero reconocen que una música que les hace mover el cuerpo. El primer concierto que realizamos fue en el Einsiedeln, lugar dónde vivo, justo en la pausa de la primera parte ya me habían preguntado que cuándo sería el próximo y al día siguiente, la prensa local destacaba el concierto cómo un éxito total, en verdad el teatro estaba lleno.

   La Mayor sorpresa la he tenido cuando fui con mi esposa y un grupo de amigos al Montreux Jazz Festival que se celebra en la zona francesa de Suiza. Luego de ver varios concierto decidimos bailar y fuimos a la disco latina, después de haber bailado un poco, el Dj ha puesto uno de los temas de mi disco, fue genial ver bailar a la gente y divertirse. Uno de mis amigos grito que esa era mi música y muchas personas me miraron con cara de… ¡Que va ser esa tú música…!
  
¿Qué expectativas tienes con este nuevo proyecto?

   Con este proyecto espero poder continuar presentándolo a diversos público y disfrutando cómo hasta ahora por todas partes, es lo que más me interesa, llevar alegría a la gente.  

    Mucha gente piensa que Wilber Calver es como un protagonista que ha saltado de la ficción a la realidad en la película "Habana Blues". ¿Qué piensas sobre esto?

    No soy un personaje de Habana Blues que saltó de la ficción a la realidad, Habana Blues es mi realidad, la de muchos otros músico que participaron es esa película y la de muchos músicos de Cuba. Benito Zambrano no hizo más que inspirarse en una realidad que vivió mientras estudiaba cine en Cuba.

    Muchas personas creen que en Cuba todos los que hacen música tienen trabajo y pueden hacer conciertos por doquier pero, la realidad es bien diferente. Si no eres músico graduado de una escuela de arte, es muy difícil que puedas tocar profesionalmente porque para hacerlo, debes pertenecer a una empresa musical como la Beny Moré o Adolfo Guzmán por tan solo menciona dos de ellas.

    Desde que comencé con mi proyecto, siempre me hicieron propuestas de trabajo para Varadero, Hoteles y hasta en dos ocasiones recibí la propuesta para tocar fuera de Cuba, la primera se trataba de 5 meses en Turquía y la segunda en Bahamas pero… Al no ser graduado de una escuela de arte y no tener empresa no me fue posible obtener contrato alguno y finalmente, mi pequeña banda se disolvió por falta de trabajo.

   Como resultado de lo anteriormente planteado, comencé a autopromocionarme y salía a tocar por las calles de la Habana y el malecón, de ahí que me comenzaran a llamarme “El gaitero de la Habana” Muchos gallegos me conocieron tocando en el malecón o en la plaza de Armas, lugar dónde conocí a mis amigos de Xinzo de Límia en la provincia de Orense y gracias a la invitación de estos amigos, el 15 de Octubre del 2006 salí de Cuba rumbo a España.

¿Regresas a Cuba siempre que tienes oportunidad?

    Cuba es la tierra donde nací y he crecido, allí tengo mi familia, amigos y mis recuerdos de infancia. Siempre que tengo una oportunidad me voy junto a ellos, eso me ayuda a cargar baterías y continuar adelante aquí en Europa, he llegado a viajar hasta cuatro veces en un año.  

La emigración gallega en Suiza es muy numerosa ¿has establecido contacto con ellos?

    En Suiza hay muchos gallegos, y como todos sabemos, fai un galego na lua. He tenido contactos con algunos grupos como La banda de gaitas “O fiador” el grupo “A seitoxiñas” y con los que más contacto he tenido y justo ahora comenzaré a relacionarme más es con el Centro "A roda" de la ciudad de Lausanne. Fuera de estos centros, también conozco a muchos más.  

    Desde suiza has colaborado con una empresa de gaitas electrónicas ¿Cómo valoras estos avances en el instrumento?

    He colaborado con la empresa de gaitas electrónica "Red Pipe", es una empresa alemana que ha logrado avances muy positivos que hacen muy sencillo la manipulación de sus gaitas midi multitimbricas, ejemplo de ello es que no se necesita de un ordenador para trabajar con ellas, es suficiente con conectarte a un amplificador de sonido, con los nuevos avances, su manejo es mucho más fácil y hasta la he utilizado en mi propio CD.

    Actualmente se puede encontrar fotografías de algunos de los diversos modelos de las Red Pipe en mi perfil de Facebook, se incluye el modelo de gaita gallega.

¿Te has propuesto nuevos objetivos después de esta experiencia discográfica?

    Después de esta maravillosa experiencia tengo nuevos objetivos y proyectos para el futuro, siempre tengo una nueva idea en mi cabeza ya que mi esencia es muy hiperactiva y soy de los que piensa que el movimiento es la base del desarrollo pero… a decir verdad de momento lo único que realmente deseo es continuar presentando mi Álbum “Diáspora”

www.wilbercalver.com 

Diáspora: Disponible en i Tunes